NOCHE POÉTICA

NOCHE POÉTICA

POESÍA
La poesía es tan solo otro camino
distinto hacía la temida muerte.
La poesía es el placentero orgasmo
del corazón y sus sentimientos.
Y yo un lujurioso peregrino
que camina errante entre los versos.

R.S.V.



Si desean adquirir un ejemplar de ALARIDOS DE UN POETA O DE LA INQUIETUD DE LA SANGRE, rellenen el pedido al pie de la página que corresponde al siguiente enlace:
http://www.editorial-ledoria.com/Opera-prima.124.0.html
(También disponible en tiendas y en formato E-book)

jueves, 29 de octubre de 2015

ZAPPING

Hay mientras que tú cambias los canales
en el plácido mundo que supones:
suicidios, desahucios, conspiraciones,
maltratos, catástrofes naturales,
Hambre, mutilaciones genitales,
pobreza, enfermedades, violaciones,
miseria, esclavos, decapitaciones,
crisis, paro, personas ilegales,
Intereses que inician una guerra,
lapidaciones, niños bajo tierra,
explotación laboral, corrupción,
Abusos, inocentes entre rejas...
Si, todo esto pasa mientras te quejas
porque no hay nada en la televisión.

domingo, 25 de octubre de 2015

OTOÑO


Si te vas, llévate, mi corazón,
arranca mi piel y úsala de abrigo
o como alfombra en tu habitación.
Como si tu adiós no fuera castigo...

Llévate mi nombre y mi religión,
hazme de tus dulces labios mendigo.
Llévate mi voz, mi alma y mi razón
pues ya no los quiero si no es contigo.

Si te vas, llévate mi alegría
llévatelo todo contigo ¡si!
los recuerdos que forjamos día a día,

Llévate los besos que no te di
y llévate el numen de mi poesía,
pero deja el otoño para mi.

martes, 20 de octubre de 2015

EL ÁNGEL

Pétreos constelan verde manto
como pétalos del azar,
pero sin él soy un ser impar
y me desangro mientras tanto.

Porque la plástica opulencia
les consume y les emociona.
Saben que el tiempo no perdona
y lo ignoran con insolencia.

Sin más prolegómenos huyo,
y convierto la muerte en arte
en caso de buscarla. Parte
de ella este presagio que intuyo.

Tú, Ángel de antemano perdido,
¡Oh! tú, Ángel que no acepta rima,
no esperes que mi sombra exprima
ya la censura del olvido,

Porque mi alma ya no te reza.
Aunque cada vez que te veo
la contención se torna en deseo

y se inquieta así mi tristeza.


Ángel que no me corresponde.
Y sé con absurda certeza
que un Ángel ignoto me reza.
Sé que hay un Ángel, pero no donde.

Portará la imagen que añoro
y un presentimiento de paz,
bajará de un luminoso haz
ondeando su cabello de oro.

Lo sé porque así lo soñamos.
Ángel perdido, ¿tú aquí?
desnúdate despacio, sí,
desnúdate, después hablamos.